miércoles, 22 de febrero de 2012

Travesia de Febrero 2012, Bitacora

LUGAR:                                          LAGUNA DE STO. DOMINGO


Distancia aproximada de Quito:         75 Km.

Altura aproximada:                            4700m sobre el nivel del mar

Por: José Octavio Pazmiño G.

De acuerdo a lo programado siendo las 9.30 am. del día domingo 19 de febrero del presente aprovechando los días de descanso por los carnavales, nos reunimos en la bomba Puma en Sangolquí 6 poderosos Niva a fin de participar en la travesía a la laguna de Sto. Domingo. Las tripulaciones fueron Christian Carvajal y Gustavo Vaca, Vinicio Cevallos y Priscila y su 3 hijos (postulantes), José Octavio , Gonzalo Lira , Loli y 2 sobrinos , Pancho Jácome, Gigi Villarroel , Melani y Carlos Bustamante y Fernando Bastidas y Mariela Buitrón.

A las 10:30 am partimos rumbo a la cálida y hermosa laguna de Santo Domingo ubicada en las faldas del volcán Cotopaxi por la ruta de los volcanes, que en esta ocasión nos dejó ver lo hermoso de la naturaleza de la zona con todos sus paisajes aunque no pudimos ver ninguno de los volcanes pues el día estuvo nublado.

Un poquito de lodo y piedras en el camino hicieron subir las emociones, varias paradas técnicas con unas cervecitas al clima contribuyeron a bajar más la temperatura.
Nuestro amigo postulante Vinicio se embancó en uno de los lodos encontrados, estrenándose en estos quehaceres de Nivero, lógicamente Christian procedió a sacarlo del barro.

Gonzalo como siempre amenizó la travesía con sus ya conocidos “cachitos” y yo no tuve otra opción que escucharlos nuevamente ya que estrené mi radio CB que fue el regalo de mi padrino Oswaldo en mi bautizo o sea hace fuu y que en esta ocasión muy responsablemente instalé.

Procedimos a la compra de la leña en la misma puerta de ingreso al proyecto de agua Pita y para que les cuento una leña que suponíamos se encendería al primer intento.

Al llegar al control del Parque Nacional nos requisaron y retuvieron un par de botellitas de vodka y vino y otras de cerveza pues existe una prohibición de ingreso, además que previamente los guardaparques, habían tenido una mala experiencia con unos visitantes pasaditos de tragos a quienes encontramos en el camino.

Luego de otros loditos y riachuelos llegamos a la orilla de la laguna de Sto. Domingo, buscamos y ubicamos el sitio para armar el campamento, todo esto bajo una intensa lluvia y un poquito de frío que en mi caso me obligó a ponerme pantalones.

La naturaleza nos brindó como a las 17h -18h lo hermoso del volcán Cotopaxi pues se despejó totalmente, a la vez que su belleza se reflejaba como una pintura, en las aguas de la laguna.

Luego de armar el campamento procedimos hacer nuestra cena, merienda, realmente no sé que sería pues no teníamos idea de la hora solamente sabía que nos moríamos de hambre, al frío no lo nombro ya que para quienes nos gusta esto del 4 x 4, montañas, lodos, piedras, ríos ,el frío es parte de la aventura. También lo combatimos con un poquito de vodka.

El encender la fogata fue un desafío , el que una vez mas vencimos pues la leña en mención chorreaba agua, fueron necesarios gasolina, aceite, plásticos , inflador y toda la voluntad de los participantes y logramos mantenerla encendida por muchas horas.

La comilona fue realmente abundante con chorizos, longanizas, morcillas y chuletas a la brasa además del arrocito y Loli preparó y compartió con todos la exquisita sopa maggi que es parte de nuestra tradición.

Christian y Gus por motivos de trabajo regresaron a Quito el mismo día. Poco a poco y solamente con una botella de Norteño le hicimos frente al frío de la noche.

Amaneció entre 4 y 6,30 de la mañana donde algunos sin dormir, otros a medias y en algunos casos con hielo dentro de las carpas, nos levantamos y también la mañana nos brindó sol y calor con el que secamos sleepings, colchones y carpas. Luego del desayuno decidimos bordear la laguna cosa que hicimos sin mayores problemas y luego emprender la subida hasta el refugio del Cotopaxi a 4800m de altura.

El camino realmente fue emocionante pues encontramos varios lodazales interesantes donde una vez mas los tanques rusos y las tripulaciones demostraron su fortaleza y Vinicio nuevamente se enterró.

En el control del Pedregal nos autorizaron el ingreso al refugio y a mitad de camino una camioneta del parque nos impidió el paso indicándonos que estaban sobrepasados en el número de visitantes y que podiamos ir a Limpiopungo. Llegamos al lugar donde nos sacamos la foto oficial de la travesía junto a los Nivas y a la laguna donde efectivamente había buses de turistas y muchos visitantes.

Finalmente como a las 12m iniciamos el retorno no sin antes asistir mecánicamente a un Niva desconocido que tuvo un daño en la bomba de gasolina.

Luego de todas estas peripecias y como no habíamos comido “mucho” fuimos almorzar hornado en camaradería al Dieguito ya en Sangolquí a excepción de Mariela y Fernando que estaban llenos.

Siendo las 15h30min nos despedimos con la satisfacción una vez mas de disfrutar de la naturaleza, del frío, de los Nivas pero sobretodo de la compañía de los asistentes y la camaradería desmostradas.

Hasta la próxima.

José Octavio Pazmiño

Mas fotos en nuestro perfil Facebook.

1 comentario:

Marino dijo...

Felicidades, muy bonito....